Diablo III, la búsqueda de Fenrir [Relato]

diablo-iii-barbaro

Me llamo Fenrir. Como el feroz lobo gigante de las leyendas que los ancianos navegantes del Norte contaban a mis ancestros. En mi tribu mantuvimos estrechas alianzas con estos señores del frío desde tiempo inmemorial. Mi madre, fuerte y valerosa mujer descendiente de los guerreros del Norte, fue quien me puso ese nombre nada más nacer. Fue un parto difícil, las mujeres de la tribu dijeron que no llegaría a ver la luz del Sol. Se equivocaron. A ella le gustaba contar que llegué a este mundo luchando. De niño, me llamaba su fiero cachorro. Recuerdo que antes de levantar dos palmos del suelo ya sabía usar un arma. Fue mi padre, Ülrich, rey de los bárbaros de las estepas y legítimo Señor de Arreat, quien me mostró el camino del acero. Me adiestró en el manejo del hacha, me enseñó a luchar con las manos desnudas, a montar a caballo por las laderas del monte sagrado. Me educó para ser libre, para vivir siguiendo un único código: Morir por la espada. Fue quien me regaló mi hacha de batalla cuando me hice un hombre, forjada con sus propias manos. Ahora, como muchos de los míos, yace bajo tierra por culpa del terrible mal que asola este mundo.

Sigue leyendo

Anuncios

Bayonetta 2, una bruja de platino y diamantes [Análisis]

Bayonetta-destacada
Vuelve la bruja más sexy del mundo de los videojuegos y lo hace, como no podía ser de otra manera, por la puerta grande. Y ya tocaba, puesto que la gran mayoría de los seguidores del género la estaban esperando como agua de mayo. El retorno de Bayonetta está vinculado a Nintendo y eso ha creado no pocas polémicas y discusiones en diferentes foros y redes sociales desde que se supo que finalmente la secuela del fantástico hack n’ slash del año 2009 desarrollado por Platinum Games sería una exclusividad absoluta de Wii U.

El primer juego fue sin lugar a dudas un título que no dejó a nadie indiferente, tanto por sus excelentes mecánicas como por el encanto y carisma de su atractiva protagonista que, dicho sea de paso, se ha convertido en todo un icono del mundo de los videojuegos. No podemos comenzar a hablar de Bayonetta 2 sin mencionar antes al gran artífice de todo esto, el señor Hideki Kamiya. Nacida de la mente de este genial guionista, productor y desarrollador de videojuegos, en esta ocasión se ha encargado de supervisar personalmente la secuela para asegurarse de que el juego llegara a los niveles de excelencia fijados.

Y vaya si lo consiguió. Como resultado de su trabajo (y del buen hacer de gente muy experta y solvente en el desarrollo de videojuegos que está en nómina de este grandísimo estudio japonés, tenemos un juego de acción vibrante, que destaca prácticamente en todos sus apartados y que sin duda va a entrar en todas las quinielas que se realicen para decidir que título se lleva el GOTY de 2014.

Sigue leyendo

Ninja Gaiden 3, tras el senda del Dragón

ninja-gaiden-3

Hace ya algunos años llegó a las consolas de séptima generación un magnífico hack n’ slash llamado Ninja Gaiden II. A pesar de que vio la luz antes en Xbox 360 como exclusiva temporal (en 2008), hay que señalar que esta secuela de Ninja Gaiden (Xbox, 2004) y Ninja Gaiden Black (Xbox, 2005) fue lanzada también un par de años después en PlayStation 3 bajo el subtítulo de “Sigma 2“, pues el primer juego ya poseía esa denominación significativa en la consola de Sony (Ninja gaiden Sigma, 2007). Más tarde, tanto el primer juego como su segunda parte fueron portados a PS Vita, pero en el caso del segundo juego (Ninja Gaiden Sigma Plus, 2013), con un resultado que no fue el esperado por los usuarios de la portátil.

Si hablamos de Ninja Gaiden II en las consolas de sobremesa, hay quien considera que la mejor versión era sin duda la de la consola de Microsoft dado que en PS3 el juego tenía algunos recortes en lo que a contenido violento se refiere. A cambio, traía consigo una serie de añadidos y mejoras que únicamente pudieron disfrutar los usuarios de los sistemas de entretenimiento digital de Sony. A mí personalmente me gusta más la versión de Xbox 360, pese a tener las dos versiones en mi colección (la de PlayStation 3, en su edición coleccionista la cual me gusta bastante porque, además de un CD con la mágnifica banda sonora del juego, traía un cómic basado en las andanzas del protagonista).

Sigue leyendo

The Ninja Kids, marionetas repartiendo tollinas [Análisis]

ready-to-fight
Los maravillosos años noventa. Si hay una década fundamental en el mundo de los salones recreativos, sin duda es esta. La recuerdo con mucha nostalgia porque el género de los beat’ em up alcanzó su cenit en ella. Unos benditos años en los cuales todos los arcades del mundo estaban repletos de personajes carismáticos como las Tortugas Ninja o la familia Simpson.

Era bastante frecuente encontrar juegos del género para 4 o 6 jugadores protagonizados por heróicos y divertidos seres, a menudo expertos en letales armas o maestros de las artes ninja, que usaban sus habilidades para derrotar a villanos que pretendían dominar el mundo.

Para añadir un cuarteto más de luchadores digitales contra el mal, la legendaria compañía Taito llevó a los añorados salones recreativos de todo el planeta un divertido juego llamado The Ninja Kids. Dentro del género de los beat ‘em up, nunca antes unas marionetas maestras del ninjutsu habían dado tanto juego.

En 1990, los ninjas de Taito se ganaron la simpatía de muchos jugones con una propuesta simple pero efectiva: cuatro ninjas ataviados con trajes de diferentes colores y armas, se enfrentaban al mismísimo señor del mal y sus esbirros.

the-ninja-kids

El maestro de los pequeños ninjas con aspecto de marioneta les enviaba a pelear con hordas de hombres-lobo, espectros, adoradores del diablo y otros extraños seres, atravesando diferentes escenarios mientras iban liberando a los ciudadanos capturados. Los elementos clásicos de otros juegos de compañías como Capcom o Konami estaban presentes aquí: la barra de vida, los cambios de color de los enemigos al ser golpeados, los objetos para recolectar, poderes especiales y, sobre todo, mucho humor y un diseño de personajes realmente fantástico.

Su mecánica de juego (muy extendida en esos años) junto a la diversión que proporcionaba y unos simpáticos gráficos llenos de colorido y humor, consiguieron que la máquina obtuviese el beneplácito de los habituales de estos antros de ocio electrónico. Vamos a hablar ahora de algunos elementos claves de este The Ninja Kids de la mítica Taito.

Los niveles

The Ninja Kids posee siete fases con diferentes escenarios, entre los que destacan la clásica urbe (con elementos destruibles como señales de tráfico, buzones de correos, etc.), bares, edificios, un cementerio y solares de construcción entre otros.

Apartado técnico

Divertidas animaciones y efectivos sprites (que no pasan inadvertidos y además molan mucho) es lo que te vas a encontrar en este título. Mucho colorido y escenarios y situaciones que casi parecen un homenaje a otros arcades coetáneos. En cuanto a la música, estaba realizada para cumplir su función sin destacar demasiado. No era nada destacable pero sí muy correcta, como los efectos de sonido.

Los protagonistas

En nuestra lucha contra el mal, podíamos elegir entre cuatro personajes de aspecto similar pero con ligeras variaciones. Marionetas ninjas que recordaban un poco a las famosas creaciones del genial Jim Henson y que podíamos distinguir por las distintas armas que usaban, sus particulares poderes y por los colores de su traje; como podéis apreciar en este folleto promocional de la época en el que no falta la socarrona frase con irónicas referencias a otros juegos del género.

 flyer_ninjakids

Además de su control sobre el arte del ninja y el dominio de un arma concreta, nuestros héroes dominaban cada uno un poder de la naturaleza. Si pulsabas los dos botones (salto y patada) a la vez, invocábamos el llamado “Ninja Power”. Hanzo, el ninja azul, poseía el poder del agua. Sasuke, el ninja amarillo, el del viento. Akame, el ninja rojo (y experto en shurikens) tenía el poder del fuego. Y por último, Genta (el ninja ataviado de verde) era dueño del poder de la tierra.

El uso de este poder especial era limitado, obviamente, y debíamos elegir bien cuando usarlo para no desperdiciarlo en mitad de un combate trivial. Lo ideal era conservarlo para esos enemigos más complicados que nos daban algunos quebraderos de cabeza.

Los seguidores de Satán

Los enemigos eran de lo más extraño que te podías echar a la cara. Además de los clásicos pardillos de barrio, en nuestra particular odisea demoníaca nos encontrábamos con estrafalarios personajes (a cada cual más extraño) con los que debíamos enfrentarnos. Entre los más raros, recuerdo que estaban “playboys musculosos con gafas de sol”, gordos mafiosos que se hinchaban cual balón de playa o encapuchados con antorchas que daban pavor por su similitud con el KKK. Y para terroríficos, los jefes de nivel. Todo un derroche de imaginación de los que ya no se ven con frecuencia en el mundo del videojuego (mención especial para el final boss del juego, el mismísimo Satanás).

Conclusiones

No sabría decir exactamente por qué le tengo tanto cariño a esta recreativa, sinceramente. Podría decir que la nostalgia y los momento vividos en ella no tienen precio. Bueno, sí, pero no recuerdo la cantidad de monedas que pude arrojar dentro de esta gran recreativa. Decir que el juego está disponible en la primera entrega del recopilatorio Taito Legends (PlayStation 2, Xbox Original) y (como no) en su versión arcade para Mame32 listo para ser disfrutado en cualquier ordenador. A día de hoy, el juego se disfruta muchísimo y casi no ha perdido frescura. Además, recordad que son Marionetas Ninjas contra secuaces de Satanás… ¿Qué más se puede pedir?

Metal Gear Rising: De cyborgs, hombres y venganzas

revenge-time

Desde que fue anunciado en 2009 (con el nombre de Metal Gear Solid: Rising) hasta prácticamente el día de hoy, Metal Gear Rising: Revengeance ha estado envuelto en la polémica. Cuando los medios anunciaron que este spin-off de la franquicia Metal Gear Solid iba a estar protagonizado por Raiden y, lo más importante, iba a estar más orientado hacia la acción que al sigilo, tanto los foros de Internet como las redes sociales se llenaron de bromas (e incluso insultos) hacia Hideo Kojima (el padre de la franquicia) y también de afirmaciones un tanto irracionales sobre el título sin ni ni siquiera haber visto nada áun del mismo.

Incluso hubo quien se dedicó a caldear el ambiente con debates pueriles y sin sentido. Supongo que para muchos, el intento de desprestigiar a un juego del cual no se sabía prácticamente nada en ese momento, era lo más fácil. El famoso vídeo del ninja cyborg cortando sandías en el E3 tampoco ayudó precisamente a que la imagen del juego saliese reforzada de cara a los medios y frases como “el simulador de cortar frutas” (entre otras ingeniosas citas) fueron la comidilla esos días. Fue en 2011 cuando saltó la bomba que hizo que todos los aficionados miraran al aún inexistente título con otros ojos.

Sigue leyendo

Análisis de Blades of Time

00

Quizá algunos pudieron hacerse con un título editado en 2009 para PC, Xbox 360 y PS3 llamado X-Blades cuya protagonista, una aguerrida fémina de nombre Ayumi, emprendía una peligrosa aventura para encontrar un objeto llamado el Orbe de la Luz. La chica, una experta caza-tesoros, portaba dos espadas letales y además manejaba con soltura las armas de fuego. Pese a tener un estilo visual llamativo y mezclar dos géneros como el hack n’ slash y el RPG con acierto, el juego no obtuvo demasiadas críticas positivas y pasó sin pena ni gloria por los estantes de las tiendas especializadas.

Los mismos responsables de aquel juego, los chicos de la desarrolladora rusa Gaijin Entertainment, nos ofrecen una nueva aventura de la sensual rubia, cuatro años después de aquella primera entrega disponible en esta ocasión para Xbox 360 y PlayStation 3. Podría decirse que es una continuación del mencionado título donde la acción toma absoluto protagonismo y Ayumi se torna más letal que nunca.

Sigue leyendo