Black Sabbath y la cruz sin cabeza [Opinión]

black-sabbath-headless-cross
A menudo, al hablar de Black Sabbath solemos citar siempre a la formación clásica y los años de Ozzy Osbourne o a la gran etapa en la que Dio, la gran voz del Heavy Metal, estaba al frente de la banda sustituyendo al “madman”. Pero casi siempre nos olvidamos de otras etapas del grupo que también tuvieron su importancia. Además de breves incursiones en directo con Halford (sí, el cantante de los Judas) y de un fantástico ‘Born Again’ con Ian Gillan de Deep Purple, no podemos dejar de lado la etapa en la que Tony Martin se hizo cargo de la voz en la banda. De dicha etapa, mi disco favorito (el cual guardo con cariño en mi colección) es sin duda alguna ‘The Headless Cross‘, lanzado en el año 1989.

Vamos a empezar por el principio, como es de rigor. Tras la expulsión de Ozzy, en 1979, estaba bastante claro que la vacante del puesto de cantante iba a ser complicada de cubrir. El carisma de este y la excéntrica personalidad de la que siempre hizo gala, lo habían convertido en una parte importante de la escena. Por fortuna, fue reemplazado por otro cantante que, a la postre se convertiría en leyenda: Ronnie James Dio. Tras la brillante etapa de Dio en Black Sabbath, éste abandonó y la cosa no pintaba nada bien para los de Birmingham.

En otra ocasión os hablaré de “Born Again” (uno de mis discos favoritos no sólo de la banda, sino del Rock en general) pero hoy nos trasladaremos a una época ulterior. A mediados de los ochenta, tras quedarse prácticamente sólo, Iommi logró rodearse de buenos músicos y grabar «The Seventh Star»; el cual realmente fue un disco en solitario de del guitarrista bajo la denominación de Black Sabbath, ya que éste se negó a que saliese con su nombre. Pese a que el proyecto contaba con grandes músicos implicados (como el genial Glenn Hughes) la cosa tampoco parecía funcionar. Así que llegó el momento de reiniciarse de nuevo.

Sigue leyendo

Anuncios

Joe Satriani – Shockwave Supernova [Crítica]

joe-satriani-shockwave-supernova

Hemos de reconocer que tras un irregular “Unstoppable Momentum”, había cierto temor a que Joe Satriani hubiese perdido “su mojo”, aquello que le hace destacar por encima de muchos otros guitar heroes a la hora de componer. Es evidente que la técnica estaba ahí pero ciertamente no fue su trabajo más acertado el de 2013 ya que, a pesar de que logró vender una cantidad considerable de discos, el resultado final no acabó de convencernos del todo.

Una vez escuchado este “Shockwave Supernova” podemos afirmar con toda seguridad que es uno de los mejores trabajos de estudio de toda su ya dilatada carrera. Y gran parte de culpa la tiene sin duda el excepcional elenco de músicos que ha reunido para grabar este álbum y defender las canciones en directo, de los cuales sobresale el asombroso baterista Marco Minnemann que no sólo está absolutamente sensacional tras la batería sino que además ha logrado de algún modo contagiar al “profesor” de su buen rollo permamente y eso se ha transmitido a las canciones que conforman este disco.

Sigue leyendo

Glenn Tipton – Baptizm of Fire [Crítica]

bautismo-de-fuego

Hoy voy a hablaros de un auténtico discazo que, inexplicablemente, no ha tenido la repercusión que realmente merece. Dada la tremenda calidad del proyecto y los nombres involucrados en el mismo, merece que le dedique unos párrafos en este blog. A continuación, la crítica de “Baptizm Of Fire“.

Baptizm of Fire” fue editado en 1997 y fue un disco que el guitarrista británico Glenn Tipton había estado fraguando desde hace varios años. Por si hay alguien despistado leyendo estas líneas, os diré que Tipton (máximo artífice del proyecto) es desde hace más de treinta años el guitarrista y compositor de una de las bandas más legendarias de Heavy Metal, pionera de este estilo: Judas Piest.

Sigue leyendo

Saxon, desatando a la bestia del Metal

unleash-the-beast
 
A finales de los noventa, en uno de mis habituales desplazamientos a la capital del Estado, fue cuando escuché por primera vez un tema de “Unleash The Beast“. En el programa de radio de Mariano Muniesa, si no recuerdo mal. Simplemente bastó el riff inicial, para que mi primer pensamiento fuese: “Estos tíos siguen siendo grandes“. El tema en cuestión no era otro sino “Terminal Velocity“, un auténtico trallazo de auténtico Heavy Metal de esos que, al igual que ocurre con las grandes bandas de Rock, nunca pasa de moda y consigue destrozar en mil pedazos tus oídos.

En aquel entonces ya era un gran fan de Saxon y dicha escucha, aparte de lograr que la canción se conviertese en una de mis favoritas de todos los tiempos (no sólo del repertorio de la banda británica) también consiguió que al final me hiciese con el álbum en cuestión.

Sigue leyendo